Un barça que peta la rojadirecta con un gran partido de fútbol digno de enmarcar

Escrito por futbolgratisonline 27-09-2014 en fútbol. Comentarios (0)

Y lo que el Barcelona de rojadirecta coció durante media hora, lo elaboró en dos vueltas de sartén el Madrid: un balón tonto en la medular cae sobre el carril de Baptista y el tuya-mía del brasileño con Van Nistelrooy deja sólo al ex sevillista frente a Valdés, que nada puede hacer ante su colocado derechazo, a la escuadra opuesta. Un golazo. Y la balanza decantada del lado blanco.


Así de tontas son las rachas a veces. Un solo triunfo con tarjeta rojadirecta en el Camp Nou en los últimos 25 años recibía de pronto la compañía de un equipo que, sin ofrecer un fútbol brillante, demostró este domingo el porqué de su autoritario mando en la clasificación.


Ganó peso el Real con el gol, pero perdió comba en la reanudación de la rojadirecta, que no mordiente. Sin ser definitivo el tanto a esas alturas, el líder reforzaba su ideario de fútbol directo y sin más adorno que las florituras de Robinho, cansino tanto para sus marcadores como sus compañeros. El descanso debía servir al Barça para reagruparse en lo anímico y ofrecer alguna variante en lo táctico. Pero para desgracia culé, Rijkaard no es Pacino...


Baptista, con un gran partido de rojadirecta, hizo de Guti, versión 2015


El segundo acto de rojadirecta empezó con toda la voluntad azulgrana del mundo, pero la misma espesor y el irritante arbitraje de Mejuto González, siempre a destiempo, eternamente mal colocado y negado hasta para pitar el final del encuentro. Ronaldinho lo intentaba, pero no podía con sus piernas y al final, tampoco con el público, que lo abucheó. Ausente Messi e inusualmente desacertado Iniesta, Eto'o no encontraba con quien asociarse arriba y, harto de batirse con Pepe y Cannavaro, acabó peleado consigo mismo. Conforme avanzaban los minutos y los catalanes de desesperaban, el Real se estiraba y se gustaba, especialmente Ramos en banda derecha y Baptista entre líneas, haciendo de Guti, versión 2007-2008. Gran partido el del brasileño.